ActividadesEspañaFranja de GazaIsraelTerrorismo

ACOM solicita judicialmente la suspensión de actos glorificadores del terrorismo

Publicado el

* Invitada por el PCE, la terrorista Layla Khaled participará en dos eventos públicos: el 30 de septiembre en el Auditorio Municipal de Vallecas, y el día 2 de octubre en la Universidad Complutense.

* Khaled es responsable del secuestro de un avión y el asesinato de un pasajero.

* ACOM ha solicitado como medida cautelar urgente la suspensión de los actos previstos, todo ello en cuanto la actividad en dichos eventos pudiera ser constitutiva, entre otros, de los delitos de justificación y/o enaltecimiento del terrorismo.

El próximo sábado 30 de septiembre tendrá lugar en Madrid, nuevamente con el soporte del Ayuntamiento de Madrid, otro acto de glorificación del terrorismo. En esta ocasión, el Consistorio que dirige Manuela Carmena cederá espacio público, sufragado con los impuestos de todos los madrileños, para la celebración de una conferencia a cargo de la terrorista Layla Khaled.

Khaled dirigió en 1.970 el secuestro del vuelo El Al 219. Equipada de armas de mano y granadas junto otro terrorista, asesinaron a un pasajero. Sólo gracias a la pericia del Comandante del vuelo, que logró posicionar el Boeing 707 en picado obligando a los dos terroristas a perder el equilibrio, se pudo evitar una matanza.

La organización terrorista a la que Khaled perteneció y sigue perteneciendo públicamente, el Frente Popular por la Liberación de Palestina, es una organización terrorista, designada como tal por la Unión Europea y Estados Unidos. En la trayectoria criminal de esta banda terrorista se hallan atentados con bombas, secuestros y asesinatos, marcando reiteradamente en sus objetivos a población civil. En 1970 atacó un avión civil de Swissair con destino a Israel, asesinando a 47 personas. El FPLP es también corresponsable, junto a Fatah, de la masacre de la villa olímpica de Munich en el 72 y de otros muchos atentados más. También lo es de los miles de muertos ocasionados en el conflicto conocido como “Septiembre Negro“ en Jordania. El FPLP se ha opuesto a los Acuerdos de Oslo, a la solución de dos estados y, en consecuencia, a las Resoluciones de la ONU y la legalidad internacional.

Desgraciadamente, los vecinos de Madrid vienen observando en las últimas fechas como desde su Gobierno municipal se fomentan actividades vergonzantes, como ya denunciamos hace unos meses, con la cesión del Salón de eventos del Ayuntamiento a miembros de la cúpula directiva del FPLP, o la Junta Municipal de Retiro para acto de solidaridad con terroristas palestinos.

Madrid se sitúa en la órbita de Barcelona, que el pasado mes de abril pretendió realizar un blanqueamiento de la figura de Khaled, haciendo pasar una terrorista que nunca ha renegado de la violencia como un ejemplo para la sociedad barcelonesa.

Ahora se da cobertura a un evento de glorificación del personaje de Khaled bajo el auspicio del Partido Comunista de España, cuyo historial reciente de antisemitismo rancio es notable. Sus propios líderes no dudan en poner a bandas terroristas como Hezbollá y dictadores sanguinarios como Al Assad como sus referentes en política exterior.

El acto será presentado por Manuel Pineda, Responsable del PCE para Medio Oriente, y cabeza visible de Unadikum, organización que niega la existencia del Estado de Israel. El pasado martes la terrorista fue invitada a evento organizado en el Parlamento Europeo por la extrema izquierda española y dicha asociación Unadikum. La conferencia recibió la condena de todos los grupos parlamentarios excepto GUE/NGL, donde se integran las formaciones de Podemos e Izquierda Unida.

Unadikum nació a finales del año 2010 gracias a la iniciativa de varios activistas participantes en Rumbo a Gaza, una pantomima ilegal tras la que se esconde la aquiescencia con organizaciones terroristas.

Igual de preocupante es la activa y reiterada contribución de la Universidad Complutense a esta glorificación del terrorismo, cediendo un recinto público a una campaña que pretende falsear hechos, ocultar datos y justificar la violencia genocida y judeofoba a la que se enfrenta el estado de Israel desde el mismo inicio de su existencia.

ACOM ha solicitado como medida cautelar urgente la suspensión de los actos previstos, todo ello en cuanto la actividad en dichos eventos pudiera ser constitutiva de los delitos de justificación y/o enaltecimiento del terrorismo contra la comunidad israelí y judía, la promoción e incitación al odio y a la violencia, por motivos antisemitas, de religión, nacionalidad e ideología, o participación activa en una organización terrorista, previstos y penados en los art. 578, 510.1.a) y 572.2 CP del Código Penal, respectivamente.